lunes, 5 de agosto de 2013

Fui niño/a alguna vez...





(Chiste malo: ¿Cuál es mayor el sol o la luna? Pues, la luna porque la dejan salir de noche.)

¡Hola!

Después de ese fin de semana que duro tan poco es preciso volver a las labores, si, las labores son importantes. Hace unos días estaba conversando con un amigo entre hablar y hablar llegamos a temas de la infancia (esos momentos que sabes que mas nunca volverán), esos de si nos gustaba comer “FireBalls” o “Fandangos”, mejor aun el famoso “Gofio”. Entonces me dije: ¡Ya sé que voy a postear el lunes!  Me he tomado la tarea de seleccionar esos dulces que solíamos comer cuando teníamos menos edad (no los puse todos porque si no… la lista fuera infinita) esta lista puede variar dependiendo del lugar en el que vivas.
1

FireBalls: Ocupa el puesto número uno (se lo merece) es que quien en los recesos no se trato de comer uno, y creyó que nunca se lo terminaría (fui  una de esas tontas que siempre le pasaba lo mismo, jaja).
2  
   
   Tutis: Esos ice-pops de miles de sabores, para mi fueron como una obsesión durante algún tiempo.
     
   
    
    Yoguetas: ¡Dios las Yoguetas! Esos bolones adictivos de sabores frutales.
    

4   Canquiñas: Unas varas latigosas de azúcar; en lo particular moría porque me compraran una todos los días.
5  
    
   Pilones: Unas paletas con forma de cono truncado de caramelo de diferentes colores y sabores (siempre preferí los de canela).



¿Qué otros recuerdas?  

Besos,